Qué ver en Estella Navarra

Estella-Lizarra, una ciudad para descubrir, un destino que merece la pena visitar para disfrutar de una escapada a un lugar único. Estella-Lizarra se encuentra en la Comunidad Foral de Navarra, rodeada de un entorno privilegiado de montañas y valles. Esta ciudad es una de las más antiguas de España y su pasado se remonta hasta la Edad Media.

Su patrimonio histórico-artístico es una de las principales atracciones turísticas de Estella. Entre sus principales monumentos destacan la Iglesia de San Pedro, el Ayuntamiento, el Palacio de los Condes de Santiago, el Convento de San Francisco, la Iglesia de San Miguel, la Ermita de San Miguel de Aralar, el Palacio de los Condes de Guenduláin y el Castillo de los Moncada. Estos monumentos se caracterizan por su arquitectura única y por ser testimonios de la rica historia de la ciudad.

Los amantes de la naturaleza también encontrarán en Estella-Lizarra un paraíso para sus paseos. La ciudad cuenta con numerosos espacios verdes conocidos como el Parque de la Taconera, que se caracteriza por su lago artificial, sus jardines y sus árboles frutales. Otro lugar destacado es el Parque Miguel Induráin, una zona con senderos para disfrutar de una caminata al aire libre.

Para los amantes de la gastronomía, Estella ofrece una amplia variedad de platos típicos de la región. Entre los platos más destacados se encuentran el cocido navarro, el tocinillo de cielo, el bacalao a la estellesa o la tarta de Santiago. Estos y otros platos pueden disfrutarse en los numerosos restaurantes de la ciudad.

Para los amantes del arte y la cultura, Estella-Lizarra ofrece numerosas actividades. El Museo de Navarra, la Sala de Exposiciones Municipal o el Centro de Interpretación de la Ciudad son algunos de los principales lugares para descubrir la historia y el arte de la ciudad. Además, durante todo el año se celebran numerosos eventos culturales como ferias, conciertos, exposiciones y obras de teatro.

Un lugar para comprar recuerdos es el Mercado Municipal de Estella, un lugar ideal para encontrar productos típicos, desde productos artesanales hasta productos gastronómicos. También se pueden encontrar tiendas locales para hacer compras y encontrar recuerdos de la ciudad.

Estella-Lizarra es un destino único que ofrece numerosas actividades para disfrutar de una escapada. Sus monumentos históricos, sus espacios verdes y su rica gastronomía son algunas de las principales atracciones de la ciudad. Para los amantes del arte y la cultura, Estella-Lizarra ofrece numerosas actividades y eventos que no hay que dejar de descubrir.

Monasterio de Irache: una joya de la arquitectura navarra

Estella Navarra ofrece a los turistas una gran variedad de lugares con encanto para visitar. Uno de los mejores y más impresionantes es el Monasterio de Irache, una joya de la arquitectura románico-gótica que data del siglo XII. Está situado en el barrio de San Miguel, a las afueras de Estella, cerca del río Ega. El monasterio fue construido por los templarios, una orden religiosa creada por los cruzados para proteger los lugares sagrados de Tierra Santa.

El edificio es imponente, con sus torres, sus bóvedas, sus arcos y sus grandes ventanas. Está rodeado de un hermoso parque y un pequeño jardín. El interior del monasterio es aún más impresionante, con sus grandes columnas, sus imponentes salas y sus techos abovedados. El claustro cuenta con una impresionante vidriera con motivos religiosos y una vista increíble al valle.

Los visitantes pueden disfrutar de una serie de actividades, como visitas guiadas, actuaciones de música antigua, conciertos de órgano y otros eventos culturales. También hay un museo dedicado a la historia del monasterio, con una colección de objetos antiguos y una sala dedicada a la cultura local. El Monasterio de Irache es un destino turístico único en Estella Navarra que no debe perderse.

Plaza de los Fueros: una de las plazas más bonitas de España

Una de las principales atracciones turísticas de Estella Navarra es la Plaza de los Fueros, una de las plazas más bonitas de España. Esta plaza es el corazón del barrio antiguo de Estella, rodeada por edificios antiguos, calles estrechas y plazas pintorescas. Está situada en el centro de Estella, justo al lado de la Iglesia de San Pedro. La plaza fue construida en el siglo XV y es famosa por sus hermosas vistas y su encanto medieval.

En el centro de la plaza hay una fuente con una estatua de Sancho el Fuerte, uno de los reyes más famosos de Navarra. El lugar está lleno de cafés, bares y restaurantes, donde los visitantes pueden disfrutar de una comida típica navarra. La plaza también alberga el famoso Festival de San Fermín, una de las fiestas más populares de Navarra.

Leer  Qué ver en Pamplona

La Plaza de los Fueros es el lugar perfecto para pasear, tomar un café, hacer compras en sus tiendas de recuerdos y disfrutar de la cultura navarra. Estella Navarra ofrece una gran variedad de lugares para visitar, pero la Plaza de los Fueros es uno de los más hermosos y es una parada obligatoria para los turistas.

Museo Etnográfico de Estella: una ventana al pasado

Otro lugar interesante para visitar en Estella Navarra es el Museo Etnográfico de Estella, una ventana al pasado de la ciudad. El museo se encuentra en el patio del antiguo ayuntamiento, un edificio del siglo XVI situado en el corazón de Estella. El museo cuenta con una gran colección de objetos antiguos, desde herramientas de trabajo hasta muebles, vestimentas y objetos artísticos.

El museo está dividido en varias salas temáticas, desde la sala de la vida rural hasta la sala de la vida urbana. Los visitantes pueden aprender sobre la historia de Estella Navarra a través de una variedad de exposiciones interactivas, como la exposición sobre los ritos religiosos, la exposición sobre los oficios artesanales y la exposición sobre los antiguos juegos tradicionales. El museo también ofrece actividades educativas para niños y programas de entretenimiento para adultos.

El Museo Etnográfico de Estella es un lugar perfecto para los amantes de la historia y la cultura local. Es una excelente manera de conocer la cultura navarra y hacer un viaje a través del tiempo. Una visita a este museo es una experiencia imprescindible para todos aquellos que quieran descubrir Estella Navarra.

Explora los monumentos históricos de Estella Navarra

Estella Navarra es un destino ideal para los amantes del turismo histórico-cultural. Ubicada en el Valle de Ega, esta ciudad cuenta con una larga historia que se remonta a la Edad Media. Se pueden encontrar edificios preciosos, pintorescos parques y monumentos de gran relevancia histórica. Entre los monumentos más destacados de Estella se encuentra el Conjunto Histórico-Artístico, declarado Bien de Interés Cultural por la Generalitat de Navarra, que incluye la Iglesia de San Pedro de la Rúa, el Palacio Real, el Castillo de los Marqueses de San Adrián y el Puente Romano.

Leer  Qué ver en Viana Navarra

La Iglesia de San Pedro de la Rúa es uno de los edificios más emblemáticos de Estella. Esta iglesia gótica fue construida en el siglo XV y es famosa por sus dos torres, una de ellas octogonal, que llegan a los 44 metros de altura. En el interior se pueden admirar una gran cantidad de obras de arte, como una gran cantidad de esculturas y un bello retablo plateresco.

Si quieres explorar la arquitectura civil, no puedes perderte el Palacio Real. Este castillo fue construido en el siglo XIV y fue la residencia de los reyes navarros. Se trata de un edificio de estilo gótico, con una gran torre de vigilancia y un impresionante patio interior. El palacio cuenta con una colección de objetos antiguos, como armaduras medievales, herramientas de guerra, armas y monedas romanas.

Uno de los monumentos más interesantes de Estella es el Castillo de los Marqueses de San Adrián. El castillo fue construido por los condes de San Adrián en el siglo XIV y se encuentra situado en una colina con vistas al Valle de Ega. Está rodeado de una muralla hecha de ladrillos y piedras y cuenta con una gran puerta de entrada. El castillo se puede recorrer en su totalidad y hay una zona de visitas que incluye una exposición de armas antiguas.

Por último, no puedes dejar de visitar el Puente Romano. Construido en el siglo I, el puente romano se encuentra en el corazón de Estella y se extiende a lo largo del río Ega. Está hecho de mármol y piedra y es una obra maestra de la ingeniería romana. Se puede recorrer el puente y admirar sus seis arcos y sus impresionantes vistas del entorno.

Estella Navarra es un destino ideal para los amantes de la cultura y el turismo histórico. Esta ciudad cuenta con una gran cantidad de monumentos y edificios históricos que esperan ser descubiertos. Explora el Conjunto Histórico-Artístico, incluyendo la Iglesia de San Pedro de la Rúa, el Palacio Real, el Castillo de los Marqueses de San Adrián y el Puente Romano, para disfrutar de una experiencia única.

Deja un comentario